La campaña de poda municipal se llevará a cabo en más de 8.000 ejemplares de la ciudad

El Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón está llevando a cabo la campaña de poda y saneamiento del arbolado en el viario público y se realizará en más de 8.300 árboles de la ciudad.

El objetivo principal de esta campaña es el de reducir el volumen y altura de las copas de los árboles así como protegerlos y corregir los posibles problemas que presenten, bien por causas naturales o de otra índole. Para ello, los servicios municipales trabajan con tres equipos de poda en altura en distintas calles y tramos, señalizando las actuaciones con al menos 48 horas de antelación, con el fin de minimizar las molestias a los vecinos.

Las labores abarcan todas las zonas y principales vías de la ciudad, y se realizan cada 4 ó 5 años por árbol, según se establece en el Plan de poda actual. Durante este tiempo, además, se lleva a cabo una poda de mantenimiento. Los trabajos, que siguen criterios técnicos, paisajísticos, sanitarios y urbanísticos, se centran especialmente en los árboles más longevos o con bases débiles pero también se actúa en los más jóvenes para procurar su óptimo crecimiento.

Este mantenimiento, que se realiza entre los meses de diciembre a marzo, “es una de las labores que ponen de manifiesto el compromiso del Ayuntamiento con la protección de los árboles y bosques urbanos”, ha señalado la alcaldesa, Susana Pérez Quislant. Y es que Pozuelo cuenta con casi 17.000 árboles de alineación en las calles y más de 225.000 en parques, urbanizaciones y zonas forestales, lo que le convierte en uno de los municipios de España con mayor número de zonas verdes.